Seguridad

1.400 policías blindarán el Congreso para impedir su ocupación el 25 de septiembre. El primer control se montará a 500 metros del edificio

El Ministerio del Interior ya tiene cerrado el dispositivo policial de cara al próximo 25 de septiembre, para evitar la ocupación del Congreso. En total, formarán el despliegue 1.400 policías, 200 agentes más de los que fueron llamados para garantizar la seguridad durante las manifestaciones del 15-S.

Según ha sabido El Confidencial Digital, el organismo que dirige Jorge Fernández Díaz ha llegado a un acuerdo con la Delegación del Gobierno de Madrid y con la Jefatura Superior de Policía para cerrar el despliegue policial que blindará el Congreso el próximo martes.

El dispositivo organizado para la semana que viene estará formado por 28 grupos de la Unidad de Intervención Policial, integrados por 50 agentes cada uno. En total, habrá 1.400 agentes velando por la seguridad del palacio, 200 más de los que fueron destinados a las manifestaciones del pasado día 15 en Madrid.

Fuentes bien situadas en la Policía Nacional explican a este diario que “de Madrid irán un total de 17 grupos de la UIP, y los otros 11 llegarán de otras provincias españolas en los próximos días”.

El primer cordón policial, a 500 metros del Congreso

Los agentes antidisturbios pertenecientes a todas las unidades de intervención policial iniciarán el despliegue la noche del 24 de septiembre, con el objetivo de tener todo listo de cara al día siguiente.

Desde primera hora del 25-S, estarán establecidos controles alrededor del Congreso, creando un “círculo de seguridad” que impida el paso de los manifestantes que quieran ocupar el palacio.

La primera valla de control de accesos a las calles aledañas a la Cámara Baja estarán situadas a 500 metros del edificio: “El objetivo es que no pase nadie que quiera ocupar el Congreso pueda ni siquiera acercarse”, aseguran las fuentes antes citadas.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?