Seguridad

Los juzgados catalanes tendrán menos protección de los Mossos

El nuevo plan propone que la vigilancia pase de “estática” a “dinámica” en una veintena de edificios

Agentes de los Mossos d'Esquadra.
photo_cameraAgentes de los Mossos d'Esquadra.

El dispositivo ‘Toga’ da un nuevo giro. El despliegue especial de los Mossos d’Esquadra para proteger juzgados y otros edificios de la administración de justicia ante ataques de independentistas radicales se reducirá próximamente.

Así lo explican a Confidencial Digital fuentes internas del cuerpo, y lo corroboran sindicatos como el Sindicat Autònom de Policia (SAP-FEPOL) y el Sindicat de Mossos d’Esquadra (SME), en base a la información facilitada por los mandos.

Este dispositivo cumple ya un año, desde que el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) solicitara a la Prefectura de los Mossos que estableciera un dispositivo de vigilancia en edificios judiciales, ante la previsión de que fueran atacados con motivo del juicio en el Tribunal Supremo a los líderes de la intentona secesionista de 2017 en Cataluña.

Unidades de Seguridad Ciudadana y de orden público, como la ARRO, comenzaron a ser destinadas a proteger juzgados de toda Cataluña, al haberse producido ataques: pintadas, rotura de cristales, lanzamiento de excrementos, de abono, de basura... como gesto de rechazo de los independentistas radicales hacia la justicia española.

Este dispositivo ha tenido distintas fases, de mayor o menor intensidad. Justo antes de Navidad, tal y como se contó en estas páginas, el TSJC informó a los Mossos que podían reducir su presencia, al haber menos riesgos.

Pero al poco se produjeron ataques en algunos juzgados, como en Vic (Barcelona), por lo que se volvió al modelo de vigilancias más rígidas. Eso sí, la cúpula operativa de la policía autonómica mantenía su plan de ir hacia una reducción de este despliegue, que provoca quejas de los agentes por detraer efectivos de patrullar las calles.

Estudio de la Comisaría de Información

La Prefectura de los Mossos ha encargado un informe a la Comisaría de Información, que es la encargada de controlar movimientos radicales como aquellos grupos independentistas violentos que han cometido ataques contra sedes judiciales.

Según las fuentes consultadas, en reuniones recientes la cúpula de los Mossos ha trasladado a los sindicatos que ese informe de valoración recomendará al TSJC -que toma sus decisiones en base, principalmente, a los informes de la policía autonómica- que se levanten los puntos de vigilancia estática.

Actualmente son 22 los juzgados u otros edificios de la administración de justicia en Cataluña en los que la presencia de mossos es permanente en el horario en que no hay vigilancia privada, es decir, por las tardes, las noches y los fines de semana y días festivos.

La propuesta será pasar de una protección estática, fija en esos 22 puntos con mayor protección -se entiende que más vulnerables, o que han sido atacados más veces-, a una vigilancia dinámica.

Es decir, no habría por ejemplo una patrulla de los Mossos d’Esquadra de forma permanente, sino que las patrullas de la zona pasarían con cierta frecuencia por ese edificio judicial, para vigilarlo especialmente pero sin dedicar a agentes en exclusiva a ese lugar.

Son 27 las dependencias judiciales en las que actualmente ya hay una protección policial dinámica por parte de los Mossos.

Se da por hecho, por tanto, que próximamente se reducirá la vigilancia: bien eliminando del todo la vigilancia estática, bien en aquellas sedes que se crea que tienen menor nivel de riesgo.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?