Imprimir

Pedro Sánchez ha descartado cambiar el nombre del Consejo de Ministros para incluir la palabra “ministras”

Confidencial Digital | 14 de enero de 2020

Los miembros del Gobierno de Pedro Sánchez.
Los miembros del Gobierno de Pedro Sánchez.

La toma de posesión de los miembros del Gobierno Sánchez-Iglesias en el Palacio de la Zarzuela estuvo marcada por la referencia al “Consejo de Ministras y Ministros” para prometer el secreto de las deliberaciones de la reunión del Ejecutivo. Pedro Sánchez ha descartado cambiar el nombre al gabinete porque ha encontrado complejidades legales.

Todos los ministros optaron este lunes por prometer sus cargos ante Felipe VI. Algunos incluyeron el lenguaje inclusivo al hacer referencia a “ministros” y “ministras” en la fórmula, especialmente los miembros de Unidas Podemos.

Pablo Iglesias, uno de los protagonistas del acto, prometió su cargo como vicepresidente segundo del Gobierno con la fórmula habitual de lealtad al rey y de compromiso de guardar el secreto de las deliberaciones del “Consejo de ministras y ministros”.

Carmen Calvo, creadora de la fórmula

La vicepresidenta y ministra de Igualdad, Carmen Calvo, introdujo esta novedad en la promesa del cargo ante el rey en junio de 2018.

Fue la primera en utilizar la referencia explícita al “Consejo de Ministros y Ministras”. Un gesto que fue interpretado en aquel momento como un claro guiño al matiz feminista que quería acometer el Gobierno de Sánchez. Calvo fue nombrada también entonces ministra de Igualdad, cargo que cedió este lunes a Irene Montero.

División con el “Consejo de Ministras”

Pero en las promesas del cargo este lunes en La Zarzuela se ha observado una división entre los miembros del Gobierno sobre cómo referirse al Consejo de Ministros, al final de la fórmula que exige guardar y hacer guardar el secreto de las deliberaciones de dicho órgano.

Varios ministros lo citaron como “Consejo de Ministros y Ministras”, dando énfasis así a una denominación más feminista. Así lo hicieron, por ejemplo, Pablo Iglesias, la ministra de Asuntos Exteriores Arancha González Laya, Luis Planas (Agricultura), José Manuel Rodríguez Uribes (Cultura y Deportes), Alberto Garzón (Consumo), Carolina Darias (Política Territorial y Función Pública)...

La número dos de Podemos y, precisamente, nueva ministra de Igualdad, Irene Montero, se decantó por una formulación más novedosa aún: “Consejo de Ministras”, sin “ministros”. Dentro del feminismo hay quienes optan ya por usar el plural femenino como genérico, sin desdoblar el sustantivo.

Moncloa planteó llamarlo “Consejo de Gobierno”

Pues bien. Según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes del PSOE, Pedro Sánchez ha recibido varias propuestas de destacados dirigentes socialistas en los últimos meses para cambiar la actual denominación de “Consejo de Ministros”.

Una modificación que se enmarca en la prioritaria apuesta por la igualdad y por la política de gestos que quiere poner en marcha el nuevo Gobierno.

Así, por ejemplo, la fórmula de “Consejo de Gobierno de España” permitiría superar la actual de “Consejo de Ministros y Ministras”, a pesar de haber sido utilizada mayoritariamente este lunes por todos los miembros de Podemos, y algunos cargos socialistas, durante sus tomas de posesión ante Felipe VI.

Dirigentes del PSOE defienden que muchas palabras que actualmente están recogidas en el diccionario de la RAE fueron incorporadas a través del tiempo bajo el criterio de que “se habían convertido en términos de uso común y cotidiano entre la población”.

Sánchez ha descartado cambiar el nombre

El equipo de Pedro Sánchez tomó nota de la propuesta lanzada por destacados miembros del PSOE y comenzó a estudiarla.

Pero se les advirtió de que son unos cambios que el presidente debería consensuar con los presidentes autonómicos. Hay que recordar que la fórmula “Consejo de Gobierno” es la que se utiliza actualmente para referirse a las reuniones semanales de los Ejecutivos regionales.

Por ello, Moncloa ha descartado cambiar el nombre del Consejo de Ministros para incluir la palabra “ministras”, según confirman a ECD fuentes próximas a Presidencia del Gobierno.

Hay planteadas algunas complejidades legales

Por si esto fuera poco, el Gobierno asume que tendría que resolver primero algunas complejidades legales. La regulación fundamental del “Consejo de Ministros” se sitúa en el Título IV de la Constitución, así como en el Título V respecto a su relación con las Cortes Generales-, y también en la Ley 50/1997, de 27 de noviembre, del Gobierno.

Por eso, la nueva denominación exigirá una reforma de la Ley del Gobierno, que necesitará de un acuerdo con otras fuerzas políticas en el Congreso.

El Gobierno de España es el órgano constitucional que encabeza el poder ejecutivo del país y dirige la Administración General del Estado. El Gobierno, entendido como Consejo de Ministros, es un órgano colegiado integrado por una pluralidad de miembros.

De acuerdo con el artículo 97 de la Constitución y el artículo 1.1 de la Ley de Gobierno, “el Gobierno dirige la política interior y exterior, la Administración militar y la defensa del Estado. Ejerce la función ejecutiva y la potestad reglamentaria de acuerdo con la Constitución y el rey”.

El “Consejo de Ministros” es el órgano colegiado plenario del Gobierno. Reúne a todos los miembros del Gobierno (presidente, ministros y vicepresidentes, si los hay)

Los miembros del Gobierno se reúnen en “Consejo de Ministros” y en “Comisiones Delegadas del Gobierno”.

Se contemplan también diversos órganos de colaboración y de apoyo del Gobierno en el Capítulo II del Título I de la Ley del Gobierno, concretamente los secretarios de Estado, la Comisión General de Secretarios de Estado y Subsecretarios, el Secretariado del Gobierno y los Gabinetes.

El nombre “Consejo de Ministros” se remonta a 1823

Los orígenes del nombre “Consejo de Ministros” se remontan al 19 de noviembre de 1823, fecha en la que el rey Fernando VII dicta un decreto dirigido al entonces primer secretario de Estado, Víctor Damián Sáez, por el que se crea el Consejo de Ministros, y del que conviene entresacar el siguiente párrafo:

-- “En él se tratarán todos los asuntos de utilidad general: cada ministro dará cuenta de los negocios correspondientes a la secretaría de su cargo, recibirá mis resoluciones, y cuidará de hacerlas ejecutar. Los acuerdos del Consejo se escribirán en un libro, expresando las razones que los motivasen. Cuando Yo no asista, presidiréis vos, como mi primer secretario de Estado, y el de Despacho de Gracia y Justicia asentará las deliberaciones, teniendo a su cuidado el libro destinado para este objeto”.

El Consejo de Ministros se reunía una o dos veces a la semana. Estaba compuesto por los cinco secretarios de Despacho -seis cuando se añadía el ministerio del Interior- más un secretario. En alguna ocasión, a falta de secretario, cumplía sus funciones el ministro de Gracia y Justicia o su sustituto.

En su origen no tenía un lugar fijo de reunión, aunque se cita el “sitio de costumbre” que era la Secretaría de Despacho de Marina. En la actualidad, el Gobierno se reúne una vez por semana, habitualmente los viernes por la mañana, en el Palacio de la Moncloa.

La RAE rechaza el uso de “Consejo de Ministras”

La Real Academia de la Lengua (RAE) también entró a la polémica en junio de 2018, cuando se planteó por primera vez esta posibilidad. Rechaza de plano el uso de “Consejo de Ministras”, a pesar de que 11 de las 17 carteras ministeriales estén ocupadas por mujeres.

Considera que su utilización “induce a confusión al estar el valor genérico del masculino gramatical fuertemente asentado en el sistema lingüístico del español (y de otras lenguas románicas) desde sus orígenes”.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/politica/pedro-sanchez-ha-descartado-cambiar-nombre-consejo-ministros-incluir-palabra-ministras/20200113195416136958.html


© 2020 Confidencial Digital

Todos los derechos reservados. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de Confidencial Digital. No está autorizada su difusión ni citando la fuente. Publicaciones Confidenciales. C/Naranjo 3, 1º Dcha 28039 Madrid. Teléfono:  +34 91 445 96 97