Domingo 22/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

El etarra Gogorza ‘demostró’ el porqué de su polémico traslado a la cárcel de Basauri

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Martes, día 3. Hora de recuento de las celdas en la prisión de Basauri. Los funcionarios de prisiones se dirigen a hacer su trabajo diario a última hora de la jornada. De repente, el máximo responsable del centro penitenciario se percata de que algo se está haciendo de una manera incorrecta.

En el centro hay un nuevo preso, Aitzol Gogorza, de ETA, aquejado de una enfermedad psíquica (trastorno obsesivo compulsivo) que ha justificado su traslado. Apenas lleva tres días en la cárcel bilbaína, a donde llegó procedente de Sevilla. Pero no se encuentra en la celda apropiada: la comparte con otro miembro de la banda terrorista, Juan Francisco Gómez.

El responsable de la prisión se dirige a Gogorza para decirle que debe abandonar de manera inmediata esa celda. Le pide que recoja sus pertenencias rápidamente porque va a dormir en otra distinta.

Cuando el funcionario le notifica al etarra que debe salir, se produce una fuerte discusión. A voces, el recluso dice que ya ha dormido tres días en esa celda y que no entiende por qué debe abandonarla ahora.

El funcionario le responde, también gritando, que solo pueden dormir con Gómez los reclusos que controlan su comportamiento, conocidos como ‘presos de apoyo’. Y Gogorza no lo es. Le vuelve a insistir en que debe marcharse de esa celda ya.

Testigos presenciales han relatado que la discusión fue “muy acalorada”. Algún funcionario presente comenta que prefiere no reflejar lo que dijo el etarra. Por su parte, la asociación de familiares de presos de ETA ha denunciado que el funcionario llamó “asesino” a Gogorza.

Al final, Gogorza salió de la celda y ya ha pasado varias noches en otra diferente.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·