Martes 24/10/2017. Actualizado 14:03h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Emiliano García-Page busca repetir la ‘operación Cospedal’: presencia mediática nacional, suceder a José Bono y alcanzar la presidencia de Castilla La Mancha

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El secretario provincial del PSOE en Toledo, Emiliano García-Page, ha pasado en unas semanas de espectador a protagonista en la sucesión de José Luis Rodríguez Zapatero al frente del partido. Todo responde a una estrategia diseñada de antemano: replicar al menos la 'operación Cospedal'.

El nombre del alcalde de Toledo lleva sonando con fuerza dentro del Comité Federal del PSOE desde el pasado mes de noviembre, cuando José Bono empezó a hacer campaña a favor suyo, en la ejecutiva del partido. Llegó a presentarlo incluso como el líder de una hipotética ‘tercera vía’ en la carrera por la secretaría general que, de momento, sólo se disputan oficialmente Rubalcaba y Chacón.

Por lo pronto, parece que esta opción ha sido descartada. Eso es, al menos, lo que declara públicamente el propio interesado. Sin embargo, no deja pasar ocasión de pronunciarse sobre la cuestión, de lanzar mensajes bien calculados y buscar notoriedad.

Según ha confirmado El Confidencial Digital, García Page ha constatado que María Dolores de Cospedal le deja sin apenas espacio mediático para colocar su discurso político entre sus votantes. Le sucede lo que antes padecía la secretaria general del PP con José María Barreda: la televisión autonómica apenas le deja huecos y tampoco puede contar con la prensa local.

Para colmo, las ruedas de prensa que está ofreciendo De Cospedal desde Génova son seguidas con enorme interés por periodistas y ciudadanos, dada la escasez de comparecencias públicas de los políticos del PP. Más ventaja para la presidenta regional.

Dado que García-Page necesita contrarrestar de alguna forma a su rival y lograr titulares y minutos en televisión, las primarias del PSOE pueden darle, como mínimo, la cobertura extra que necesita. Y en esas está.

Gestiones a favor de Rubalcaba

Con todo, el alcalde de Toledo es un hombre de José Bono. Sin fisuras: no hará nada sin su consentimiento. Y el ex presidente del Congreso trabaja discretamente desde hace meses a favor de Rubalcaba. Emiliano García Page ha realizado, por tanto, gestiones en esa misma dirección.

ECD ha podido saber que, desde mediados de diciembre, lleva moviéndose: se ha puesto en contacto con la práctica totalidad de los alcaldes socialistas de Castilla-La Mancha, y también ha hablado con los delegados provinciales con derecho a voto en el Congreso de febrero. Sondea a la militancia sobre sus intenciones de cara a la gran cita.

También ha estado en contacto con otros alcaldes socialistas del resto de España, con los que impulsó un documento crítico, exigiendo que el nuevo PSOE fuese más “municipalista” y tuviese en cuenta las voces de los barones territoriales.

No descarta nada

Sin embargo, García Page puede no haber dicho su última palabra. En alguna ocasión, ha reconocido a los suyos, en privado, que “no le importaría liderar el PSOE en un futuro, pero es probable que todavía no sea su momento y quizá deba esperar”.

Su primer objetivo es hacerse con la secretaría general del partido en Castilla-La Mancha, desplazando a Barreda. Algo con lo que sueña José Bono, que le ha animado a ello en varias reuniones y conversaciones privadas que han mantenido durante el último año.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·