Domingo 25/02/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Conclusiones tras el 27-S

El Gobierno lamenta ahora no haber utilizado a Gasol, Serrat y Montserrat Caballé contra la independencia

Rajoy rechazó la campaña “Mejor Juntos” inspirada en la que David Cameron promovió en Reino Unido por el referéndum de Escocia

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

“Ha fallado la posición del Gobierno a lo largo de la legislatura. Ha faltado una campaña como la de David Cameron en el referéndum escocés y su “Better Together” (Mejor Juntos). Firmeza con amabilidad”. Así se lamenta hora un alto cargo del Ejecutivo tras los resultados del 27-S: “La sociedad catalana está totalmente dividida”.

Pau Gasol desfila como abanderado de España en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Pau Gasol desfila como abanderado de España en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Inicialmente, el Gobierno había decidido no organizar ninguna gran campaña política o de comunicación para hacer frente a la ofensiva independentista en Cataluña. Sin embargo, tras el referéndum del 9-N, Moncloa se propuso recuperar el terreno perdido y dominado claramente por los partidarios de la ruptura con España.

Rajoy tuvo encima de la mesa una campaña

Altos cargos del Gobierno, incluso varios ministros, confesaron entonces a ECD que no veían con malos ojos una campaña con la participación de intelectuales, artistas, cantantes y todo tipo de personas conocidas a favor de una España unida frente a la independencia.

Incluso, se llegaron a plantear algunos de los ilustres catalanes que podrían poner voz e imagen, con mayor credibilidad ahora que la clase política y empresarial, a esta campaña. Se pusieron encima de la mesa los nombres del cantautor Joan Manuel Serrat, los hermanos Pau y Marc Gasol, o la soprano Montserrat Caballé.

El protagonismo, para las asociaciones civiles

Finalmente, Rajoy ordenó no emprender una acción al estilo de la campaña ‘better together’ (mejor juntos) que organizaron conservadores y laboristas en Escocia. La consigna: había que concentrarse más en la respuesta jurídica que en la política.

Decidió, pues, que había que ceder el protagonismo en la batalla contra el independentismo a organizaciones no estrictamente políticas. Desde Sociedad Civil Catalana, a la que el propio Rajoy recibió en La Moncloa y que tiene el apoyo del Gobierno y del PP, hasta el grupo de intelectuales liderado por el periodista Carlos Herrera y el escritor Vargas Llosa llamado ‘Libres e Iguales’.

Mientras, las asociaciones a favor de la independencia, como la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Omnium Cultural, continuaban realizando intensas campañas, logrando una gran movilización. Destaca, por ejemplo, el apoyo de Pep Guardiola.

Durante la últimas Diadas y mediante un mensaje grabado, el entrenador del Bayern de Múnich viene respaldando desde Alemania las tesis independentistas de Artur Mas.

Ha faltado cambiar el palo por la zanahoria”

En opinión de varios altos cargos del Ejecutivo, consultados por ECD, no se ha conseguido pasar de los “mensajes apocalípticos” para centrarse en los sentimientos. Concluyen que el recurso a los discursos catastrofistas utilizado ha sido contraproducente: “Hubiera sido necesario proclamar más que juntos nos ha ido bien y somos más fuertes”, admite un ministro.

Se prometió desterrar el recurso de amenazar con la salida del euro si declara la independencia, los discursos catastrofistas y el “no, no” por sistema. “Vamos, cambiar el palo por la zanahoria”, resume.

Pero no se ha hecho: “Ahora es muy fácil decirlo, pero hace tiempo que se debieron dejar las amenazas y apelar más a los sentimientos”, lamenta.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·