Martes 12/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

José Bono y Javier Rojo se escudan en la falta de dinero para impedir que parlamentarios españoles ‘vigilen’ las elecciones en Venezuela

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los presidentes del Congreso y del Senado no han dado su visto bueno a que un grupo de parlamentarios españoles viaje hasta Venezuela como observadores electorales en los comicios que se celebran el próximo domingo. José Bono y Javier Rojo alegan motivos presupuestarios.

La oposición a Hugo Chávez invitó a que un grupo de diputados y senadores españoles viajara hasta Venezuela para garantizar la ‘limpieza’ de la cita con las urnas. El régimen aceptó y Miguel Ángel Moratinos ha sido el encargado de gestionar directamente con su homólogo venezolano la presencia de algunos parlamentarios.

El Gobierno de Chávez finalmente transmitió a España que sólo podían viajar hasta el país el presidente de la Comisión de Exteriores en el Congreso, Josep Antonio Durán i Lleida, y el presidente de la Comisión de Asuntos Iberoamericanos en el Senado, Iñaki Anasagasti, y Txiki Benegas. Tres personas en calidad de “representantes institucionales”.

Pues bien, según ha podido saber El Confidencial Digital, tanto José Bono como Javier Rojo no han dado su visto bueno al viaje de ambos parlamentarios a Caracas. Los presidentes del Congreso y Senado han dicho que no tienen dinero para pagar los billetes de avión y la estancia.

Miembros de la comisión de Exteriores de ambas cámaras lamentan la decisión de los presidentes: “Estábamos invitados por la oposición, pero ni Bono, ni Rojo han querido que fuéramos. Está bien el recorte de gastos, pero se está llegando a unas situaciones increíbles de falta de decoro político”.    Los comicios del domingo son una cita histórica en Venezuela, pues los partidos opositores han presentado candidaturas conjuntas que hacen muy probable su entrada en la Asamblea venezolana con una representación importante, según los sondeos. Sería un hito político en el país en los últimos once años.

Hay que recordar que en las anteriores elecciones, la oposición no participó en las mismas porque consideraba que no se daban las condiciones de seguridad electoral adecuadas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··