Miércoles 13/12/2017. Actualizado 13:33h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El presidente lleva días trabajando en la defensa del 155 en el Senado

“Significa el entierro del Estado”. El contundente discurso de Rajoy para frenar a Cataluña

Se inspira en la respuesta que protagonizó en el Congreso contra el ‘Plan Ibarretxe’. Considera que fue “una de sus intervenciones parlamentarias más brillantes”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Mariano Rajoy tiene prácticamente perfilado su discurso de este viernes ante el pleno del Senado para defender la aplicación del 155. Se ha inspirado en la intervención con la que tumbó en 2005 el ‘plan Ibarretxe’ en el Congreso. Con ideas extraídas de aquel alegato desmontará las tesis del independentismo en Cataluña.

Mariano Rajoy explica las medidas en el marco del artículo 155. Mariano Rajoy explica las medidas en el marco del artículo 155.

Según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes con acceso a La Moncloa, Rajoy está convencido de que Puigdemont confirmará este jueves ante el pleno del Parlament su intención de continuar adelante con “el mandato del pueblo catalán” y proclamará al día siguiente la “República catalana”.

Si se cumplen las previsiones se producirá un singular paralelismo. La votación de la declaración de independencia en la Cámara autonómica se desarrollará al mismo tiempo que el pleno del Senado que aprueba la autorización al Gobierno para la aplicación de las medidas extraordinarias del artículo 155 de la Constitución.

Aunque no hay que olvidar que el presidente de la Generalitat aún puede acudir al Senado a ese pleno del viernes, tal como consta en la invitación que le ha enviado el presidente de la Cámara Alta, Pío García-Escudero.

Tiene decidido defender el 155 en el Senado

Aunque no hay confirmación oficial del Gobierno, fuentes próximas al presidente aseguran que Mariano Rajoy  tiene decidido acudir al pleno del viernes para defender personalmente las medidas extraordinarias para las que solicita permiso al Senado.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, Rajoy lleva días preparando con su equipo de asesores ese discurso. Considera que se enfrenta a una de las intervenciones más importantes de su carrera.

De hecho ha dado orden de “desempolvar” el discurso que él mismo pronunció en el Congreso el 1 de febrero de 2005 contra el ‘Plan Ibarretxe’. Pretende utilizarlo como base para elaborar ahora la defensa del 155 que debe restablecer el orden constitucional en Cataluña.

Una de sus mejores intervenciones parlamentarias

El entonces lehendakari, Juan José Ibarretxe, defendió en aquel pleno su proyecto soberanista para Euskadi. Aseguró en la tribuna que el camino emprendido “no tiene vuelta atrás y terminará en un momento determinado con una consulta democrática a la sociedad vasca”. Su plan fue rechazado de forma contundente.

En su turno de réplica como líder de la oposición, Rajoy lanzó un discurso muy duro con continuas apelaciones a la Justicia. El entonces líder de la oposición subió a la tribuna con el discurso escrito y no se saltó ni una palabra.

Contrapuso los derechos de las personas a los mitos nacionalistas que se apoyan en derechos de los pueblos. Rajoy criticó tanto la forma –“desleal, por imposición, sin diálogo y sin competencias”- como el fondo. Los pilares en que se sustenta la propuesta, dijo, “son propios del siglo XVIII y han sido superados por la democracia”.

Atacó con firmeza el concepto de soberanía que defienden los nacionalistas, argumentando que “es el pueblo quien es soberano, no los territorios”.

Pretende pactar “el tipo de entierro” del Estado

Defendió que cualquier proyecto soberanista tiene como objetivo “desmantelar toda la arquitectura del Estado español, volar fuera de la Constitución y evadirse de su tutela”.

Insistió en que sus promotores “no buscan el diálogo, sino el acatamiento. No reclaman un debate, sino la claudicación”. Por ello, vienen a “traer el certificado de defunción” de las normas de convivencia y pretenden que se pacte “el tipo de entierro”. El plan soberanista “no sólo entierra la Constitución sino que se erige en norma constituyente”.

“Se supone que debemos llegar a un acuerdo –recordó-, pero ya se ha anunciado el propósito de convertirlo en hecho consumado y, nos guste o no nos guste, convocar un referéndum ilegal. Pretender que tomemos en consideración algo que ya se ha determinado llevar a cabo en cualquier caso, sólo se puede calificar de desfachatez”, añadió.

Cataluña no es patrimonio privado de nadie”

También manifestó su apuesta por el diálogo “como instrumento para el acuerdo” pero exigió llevarlo a cabo con “buena fe, respeto a la ley y lealtad al interés general”.

Destacó que la Constitución reconoce a los parlamentos autonómicos la capacidad de iniciar reformas constitucionales. Pero no pasó por alto la importancia de “ser riguroso con la ley y respetar los procedimientos” y de que “los acuerdos que tome cualquier institución en materias que no son de su competencia no valen nada, aunque las voten el 100% de sus miembros”.

Recordó entonces que el lehendakari (como ahora, el presidente de la Generalitat) no está facultado para convocar un referéndum y “ser representante del Estado no conlleva poder suplantar al Estado”.

Tras su intervención, la euforia se desató entre los ‘populares’. El grupo del PP al completo se puso en pie para aplaudir a su líder. El resto de grupos políticos permanecieron sentados y en silencio.

Vea a continuación la intervención de Mariano Rajoy:


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··