Domingo 24/06/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Lleva dos meses solicitando la entrega a España

El Supremo iniciará el juicio del 1-O aunque Alemania no entregue a Puigdemont

El juez Llarena se ha dado de plazo hasta el 30 de junio para terminar la instrucción. Si el tribunal germano no extradita al ex president, dictará el auto de apertura de las sesiones

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El juez Llarena tiene decidido finalizar la instrucción del sumario de la causa del 1-O cuanto antes, al inicio del verano. El objetivo es, una vez resueltos los recursos de las defensas, dictar seguidamente el auto de apertura de juicio oral y que éste comience en otoño.


Carles Puigdemont. Carles Puigdemont.

Según ha podido saber El Confidencial Digital de fuentes del Tribunal Supremo, la decisión de Llarena es firme, aunque el plazo que se ha fijado implique que no se pueda juzgar a Puigdemont, en caso de que el tribunal alemán deniegue de nuevo la extradición.

La Fiscalía de Schleswig-Holstein ha solicitado por segunda vez al tribunal, uno de cuyos miembros es un nacionalista danés, la entrega inmediata del ex president a la Justicia española por los delitos de rebelión y de malversación.

El resto de procesados

Sin embargo, el magistrado Llarena está decidido a continuar con el proceso aunque el tribunal resuelva una vez más no entregar a Puigdemont. Según ha podido saber ECD, por un motivo principal: para no perjudicar al resto de procesados en la causa, especialmente a los encarcelados en prisión provisional sin fianza.

Se trata de los ex consellers de la Generalitat Oriol Junqueras, Joaquim Forn, Raül Romeva, Dolors Bassa, Jordi Turull y Josep Rull y de los ex líderes de la ANC y Ómniun, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart.

También de los procesados que han quedado en libertad bajo fianza o con otras medidas cautelares: los ex consellers Santi Vila, Meritxell Borràs y Carles Mundó; los ex miembros de la Mesa del Parlament Lluís Maria Corominas, Lluís Guinó, Anna Simó, Ramona Barrufet y Joan Josep Nuet y la cupaire Mireia Boya.

Entiende el instructor que retrasar la instrucción hasta que Puigdemont y los otros fugados (Marta Rovira, Anna Gabriel y los ex consellers Toni Comín, Lluís Puig, Meritxell Serret y Clara Ponsatí) sean extraditados supondría una demora de semanas “e incluso meses”, algo que afectaría negativamente al resto de encausados.

Además, en el caso de los ex consellers huidos a Bélgica, Comín, Puig y Serret, el tribunal de Bruselas ya ha dictaminado que no advierte en ellos los delitos por los que son reclamados por el Supremo.

Por tanto, añaden las mismas fuentes, la mejor opción para Llarena es seguir los plazos previstos: finalizar la instrucción a principios de verano para que el juicio pueda comenzar en el otoño de 2018.

Declarados en rebeldía

En este sentido, el magistrado esperará a que el tribunal de Schleswig-Holstein decida sobre la situación de Puigdemont hasta el 30 de junio. En caso de que solicite una prórroga del plazo, el juez seguirá adelante con el procedimiento para que se agilice lo máximo posible.

Si esto sucede, “algo muy probable”, en opinión de las fuentes consultadas, Puigdemont, Rovira, Gabriel, Comín, Puig, Serret y Ponsatí serán declarados en rebeldía por no haberse personado en el Alto Tribunal y continuarán con su búsqueda.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·