Judicial

Ultimátum al decano: abogados del Colegio de Madrid le exigen ver el contrato de Alfonso Merlos

Los colegiados denuncian irregularidades en la contratación del periodista y falta de transparencia de la Institución

El presidente de la Audiencia Nacional junto al decano del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid,
photo_camera El presidente de la Audiencia Nacional junto al decano del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid,

La Unión de Abogados Españoles ha enviado una carta al decano del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid (ICAM), José María Alonso, para pedirle poder consultar el contrato que la Institución mantiene actualmente con el director de comunicación, Alfonso Merlos. Miembros del colegio creen que pueden existir irregularidades en esta contratación. El decano ha rechazado aportarlo en otras ocasiones, según relatan fuentes colegiadas a Confidencial Digital, por motivos de protección de datos. 

Miembros del colegio de abogados aseguran que el contrato que la ICAM mantiene con el periodista no está en realidad concertado con una persona física, sino jurídica: una sociedad mercantil llamada Trocadero S.L., cuyo administrador único es Alfonso Merlos.

En la carta remitida por mail al decano, este grupo de letrados pide que se aclare si se va a mantener el contrato con la mercantil  “Trocadero Comunicación S.L”. 

“Como muy bien sabes”, dice el texto enviado, “el Ilustre Colegio de Abogados de Madrid tiene naturaleza de corporación de Derecho Público y le son aplicables normas de transparencia”. El escrito solicita que “a efectos de que se despeje toda duda existente sobre la gestión del Colegio”, se facilite el contrato a los colegiados o se cuelgue en la página web.

El dato de cuánto cobra Alfonso Merlos no se ha ocultado en ningún momento, puesto que está en la partida presupuestaria que se votó en la Junta General de 2019 y 2018. En esa partida se cita la “Dirección de comunicación” y se le adjudican 181.500 euros anuales, es decir, algo más de 15.000 euros al mes. 

“En las juntas se explicaron las condiciones del contrato y los gastos de comunicación del señor Merlos”, ha explicado José María Alonso a Confidencial Digital. “Gracias a la labor de Alfonso Merlos se han reducido sustancialmente las cuentas de ICAM, porque se han dejado de externalizar muchos servicios", ha resaltado.  

Sin embargo, los abogados piden ahora que se les facilite el contrato físico y de forma íntegra, para poder analizarlo. 

En debate desde 2019 

Ya en la Junta General del 16 de diciembre de 2019, a cuya acta ha tenido acceso ECD, algunos colegiados pidieron explicaciones sobre cuántas personas en el colegio cobraban más de 100.000 euros. 

En dicha junta se produjo un debate porque el presupuesto en comunicación contaba con una partida de 272.200 euros en total. Allí se habló del trabajo de Merlos al frente de la Dirección de Comunicación y de la exposición del decano a los medios públicos.

El vídeo del día

Ministro de Justicia sobre el rey emérito: “Si fuera llamado, vendría”.

No es la primera entidad que denuncia irregularidades 

Esta entidad se suma a la Asociación Libre de Abogados y Abogadas(ALA) en su reclamación. Desde ALA argumentan que no se produjo un concurso público para la contratación del periodista, y añaden que es un hecho “insólito” que la comunicación de una corporación de Derecho Público sea subcontratada a una entidad mercantil privada, según estos abogados. 

Este digital se ha puesto en contacto con la tesorería del Colegio de Abogados para conocer su versión, pero la tesorera ha declinado hablar sobre el tema.

El próximo lunes 4 de mayo la Junta de Gobierno de ICAM se va a reunir para tratar sobre este asunto y tomar una decisión sobre este asunto.  

La Junta está dividida

La Junta de Gobierno del Colegio de Abogados de Madrid se encuentra dividida desde que hace algo más de una semana saltara la polémica por unas imágenes del periodista en un programa de Youtube. Los catorce diputados de la Junta no han dejado de recibir quejas de colegiados y son ellos los que tienen la potestad para rescindir el contrato del director de comunicación.

En la pasada reunión de la junta del lunes 27 de abril hablaron sobre el tema sin llegar a un entendimiento.

Por un lado, están los diputados que creen que la polémica pertenece a la estricta vida personal del periodista, otro sector se muestra más indeciso y una tercera parte considera que el comportamiento de Merlos y el hecho de que pueda haberse saltado el confinamiento daña gravemente a una institución que defiende los valores de la legalidad.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes