Defensa

Campaña de donativos para ayudar a la familia del sargento muerto en el curso de boinas verdes

Compañeros de Rafael Gallart han abierto una cuenta bancaria con la que auxiliar a la novia embarazada del fallecido

Curso de Operaciones Especiales en la escuela del Ejército de Tierra en Jaca (Huesca).
photo_camera Curso de Operaciones Especiales en la escuela del Ejército de Tierra en Jaca (Huesca).

El Curso de Operaciones Especiales que celebra cada año el Ejército de Tierra, y que culmina con la entrega de la deseada boina verde, se vio envuelto en esta edición 2020/2021 en la tragedia, al morir uno de los alumnos que estaba realizando esta formación.

El pasado 10 de junio falleció frente a la costa de Cartagena el sargento Rafael Gallart, militar de 34 años que había pasado como soldado por el Mando de Operaciones Especiales (MOE), y que ya como suboficial estaba siguiendo el Curso de Operaciones Especiales que organiza el Ejército de Tierra en la escuela de Jaca (Huesca).

En el momento de su fallecimiento estaba destinado en el Tercio “Alejandro Farnesio” 4º de La Legión, en Ronda (Málaga).

Los alumnos de Operaciones Especiales estaban realizando un salto al agua. Cuando el personal de seguridad fue a recuperar a los saltadores, se encontró a Gallart inconsciente en el agua, boca abajo. Le practicaron técnicas y reanimación y fue evacuado al hospital, donde falleció.

El fallecimiento de este suboficial causó una gran conmoción entre compañeros del Ejército de Tierra. Confidencial Digital ha podido saber que algunos de ellos han iniciado una campaña para, en su memoria, ayudar a la familia de Rafael Gallart.

Movimiento solidario entre compañeros

Según ha comprobado ECD, entre militares, muchos de ellos vinculados a las unidades de Operaciones Especiales y de Montaña que se forman en la escuela de Jaca, circula en las últimas semanas un mensaje que anima a realizar un donativo económico en favor de la pareja del sargento fallecido.

“Como sabéis hace unas semanas el gran compañero Gallart y hermano para muchos, destinado en el Mando de Operaciones Especiales, falleció en acto de servicio, dejando una novia embarazada de tres meses”, comienza uno de los mensajes que ha circulado entre militares.

Continúa señalando que “ahora empieza para ella”, para la novia del sargento fallecido, “una etapa muy dura, deberá criar a un hijo sola y hacer frente a un montón de problemas”.

Quienes están difundiendo el mensaje señalan, dirigiéndose a sus compañeros de las Fuerzas Armadas, que “es nuestro deber ayudar en lo único que podemos ahora mismo”. Por eso uno de sus compañeros ha abierto una cuenta bancaria, cuyo número incluyen en el mensaje, “a la que cada uno puede aportar lo que voluntariamente quiera o pueda”.

Terminan señalando que “todo será bienvenido, él nos lo agradecerá desde donde esté y sabemos que él hubiese hecho lo mismo por nosotros. Vamos a hacer que a ese niño/a no le falte nada”.

Muchos ‘boinas verdes’ conocían a Gallart, ya que había estado destinado en el Mando de Operaciones Especiales (MOE) siendo cabo. De hecho, miembros del MOE han prestado su ayuda a la familia desde el primer momento.

La familia ya ha realizado las gestiones para garantizar una pensión para la hija del sargento fallecido.

Paracaidismo, buceo, supervivencia...

El Curso de Operaciones Especiales que estaba realizando el sargento cuando falleció trata de proporcionar a los militares los conocimientos necesarios para concebir, planear, conducir y ejecutar misiones específicas de Operaciones Especiales, como son destrucción de objetivos estratégicos que se encuentran detrás de las líneas enemigas mediante golpes de mano, señalización de objetivos mediante láser para su destrucción por un avión, captura de personalidades, rescate de rehenes...; así como el asesoramiento al mando en estas misiones.

El curso se celebra en la Escuela Militar de Montaña y Operaciones Especiales (EMMOE) de Jaca, y al ser sobre todo práctico, los participantes se adiestran en los alrededores de Jaca, en otras comarcas del Pirineo aragonés, en Alcantarilla (Murcia) para los saltos paracaidistas, en Cartagena para el buceo y en el campo de maniobras de San Gregorio (Zaragoza).

Los aspirantes a ‘boina verde’ reciben formación en topografía, tiro y explosivos, paracaidismo, combate en agua y buceo militar, supervivencia y evasión, operaciones aeromóviles, combate urbano y ejecución de operaciones tácticas en colaboración con unidades de los tres Ejércitos.

Terremoto de cerca de 6 grados golpea Creta

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable