Seguridad

Policías nacionales reclaman que la Liga pague test para los agentes que protejan los partidos

También piden que costee el suministro de guantes y mascarillas, y que se desinfecten los furgones después de cada encuentro

Policías Nacionales en los alrededores del Estadio Santiago Bernabéu.
photo_camera Policías Nacionales en los alrededores del Estadio Santiago Bernabéu.

Tres meses después de suspenderse por la epidemia de coronavirus, vuelve la Liga de Fútbol Profesional. El campeonato se retoma con la jornada 28, que comienza este jueves con un partido habitualmente de alto riesgo: un derbi Sevilla-Betis en el Estadio Ramón Sánchez Pizjuán.

No habrá público en las gradas, pero aún así la Policía Nacional se desplegará para garantizar la seguridad en el estadio y en sus alrededores, así como para evitar posibles choques violentos entre ultras de ambos equipos. Así se hará en todos los partidos de lo que queda de temporada.

Desde hace semanas, miembros de las Fuerzas de Seguridad como policías nacionales, policías locales y mossos d’Esquadra expresan cierto malestar por la situación que se iba a generar con el regreso de La Liga: “Estarán jugando dentro futbolistas a los que se les ha hecho test de coronavirus, mientras fuera nos encargamos de la seguridad policías que llevamos meses trabajando sin que nos hagan test”.

Ahora que vuelven los partidos, ha habido quien ha decidido reclamar medidas en ese sentido. La Confederación Española de Policía (CEP), sindicato de la Policía Nacional, ha dirigido una carta al director general de la Policía, Francisco Pardo Piqueras, para pedirle que tome una serie de medidas en aras a proteger a los agentes, y que además el coste económico de todo ello no recaiga en las arcas públicas.

CEP plantea que dado que los agentes de unidades policiales (antidisturbios de las Unidades de Intervención Policial, efectivos de las Unidades de Prevención y Reacción, de los Grupos Operativos de Respuesta y de los Grupos de Atención al Ciudadano...) “van a estar en contacto con un grupo elevado de personas (aunque los partidos se jueguen a puerta cerrada), tengan acceso inmediato a los test Covid-19 para descartar casos sospechosos si se produce un contagio”.

No sólo eso, sino que solicitan que el coste económico de dichos test lo pague la Liga de Fútbol Profesional.

También piden que de igual forma sea la organización del campeonato nacional de fútbol la que costee el suministro de elementos de protección, como mascarillas y guantes, además de gel hidroalcohólico, que se han establecido como obligatorios para los policías que participen en el dispositivo de seguridad, de acuerdo con el protocolo elaborado por la Comisaría General de Seguridad Ciudadana para el retorno de los partidos de fútbol profesional.

Otra petición es que ese protocolo se traslade a todas las unidades policiales afectadas,  también a las Brigadas de Información (que vigilan a los ultras radicales) para que conozcan de primera mano todas las indicaciones que se establecen.

Además, desde CEP solicitan que la Dirección General recuerde a las unidades implicadas en estos despliegues en los estadios que después de estos servicios deben desinfectar furgones, coches patrulla y en general todos los vehículos utilizados, ya que estarán en contacto con más personas.

 

La vuelta del fútbol y la previsión de desplegarse en los estadios aunque los partidos fueran a puerta cerrada estaba ya contemplada hace semanas en documentos de la Policía Nacional, según se contó en ECD. Una de las indicaciones era tratar de evitar que grupos de ultras rivales pudieran organizar peleas en los alrededores de los estadios aprovechando el regreso de los partidos después de tres meses de parón.

Ayuso: “La Corona ha sido la principal garantía de nuestra Democracia”

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable