Confidencialmente
José Apezarena Editor de Confidencial Digital

Blog

¡Qué victoria! No se va a homenajear a asesinos

Archivo - El coordinador de EH Bildu, Arnaldo Otegi, realiza declaraciones en Portugalete (Bizkaia)
photo_camera Arnaldo Otegi, en un acto en Portugalete

El Colectivo de Presas y Presos Políticos Vascos, que incluye a la mayoría de los reclusos de ETA, ha anunciado que renuncian a los ‘ongi etorri’. Han pedido que se ponga fin a las bienvenidas, a los recibimientos y homenajes públicos cuando vuelven a casa tras salir de la cárcel.

Solicitan a todos los presos de ETA encarcelados en Francia y en España que “la alegría por quedar libres sea compartida de forma discreta”. “En lo sucesivo solo queremos recibimientos en un espacio privado entre allegados”, han concretado.

El Colectivo justifica su postura hablando del “dolor” que este tipo de actos, las bienvenidas, causan a las víctimas. “Son personas damnificadas a consecuencia de las acciones de nuestra militancia en el pasado y comprendemos que puedan sentirse dolidas”, añaden.

¡Ahora se han enterado de ese dolor! ¡Después de tantos años! Por cierto, que los firmantes llaman a los atentados, a los asesinatos, “acciones de nuestra militancia en el pasado”.

Dado que los posibles homenajeados forman parte del mismo conglomerado que quienes les han estado aplaudiendo, hay que suponer que los recibimientos se van a suspender. Al menos por ahora. ¡Pues vaya victoria! ¡Resulta que no se va a homenajear a asesinos!

¿El anuncio del colectivo es un gesto de buena voluntad (de humanidad) a estas alturas, o hay algo más detrás? Porque, en lo que llevamos de año 2021, EH Bildu ha votado a favor de los 'ongi etorri' en al menos cinco ayuntamientos vascos. ¿Y ahora da marcha atrás?

¿Qué está pasando? Pues que el anuncio se produce a los pocos días del acuerdo de EH Bildu con el Gobierno Sánchez para sacar adelante los presupuestos del Estado de 2021. Un pacto por el que los bildutarras han conseguido contrapartidas, algunas de las cuales se conocen (por ejemplo, la invasión de Navarra por la ETB  y sus emisiones en euskera), pero otras no son públicas.

Una pista de lo que puede esconderse, detrás del cambio en el entorno abertzale y pro etarra, es la indiscreción de Arnaldo Otegi diciendo que apoyarían las cuentas del Estado a cambio de la puesta en libertad de los doscientos miembros de ETA que siguen en prisión.

De hecho, Sortu, el partido de Otegi, ha reclamado "expectativas de libertad" para los presos de ETA veinticuatro horas después del comunicado de renuncia a ser recibidos con homenajes.

 

Esa futura benevolencia del Estado se ha visto ya anticipada con la nueva política penitenciaria del Gobierno, que ha conducido al final de la dispersión y a que todos los presos se encuentren en el País Vasco o al lado.

El anuncio del final de los ‘ongi etorri’ ha sido recibido con escepticismo por las víctimas del terrorismo etarra.

Y, al día siguiente del comunicado, el PSOE y sus aliados, Bildu y ERE, tumbaban la ley, promovida por Ciudadanos, para prohibir los 'ongi etorri'. ¿Por qué votaron en contra de algo que los propios presos de ETA reconocen que causa “dolor” a la familias de las víctimas del terrorismo?

Guillermo Díaz, diputado de Cs, recordó que en el último año ha habido 192 homenajes a etarras en los que ha participado Bildu, y que en el seno de esa coalición hay veintiséis cargos condenados por delitos de terrorismo.

Puede parecer que criticamos una decisión aparentemente justa, como es el final de los dichosos ‘ongi etorris’. No es eso. Si tal anuncio procediera del convencimiento sobre su inconveniencia, por el daño que causan a las víctimas, sería de alabar. Lo que preocupa es el temor por las contrapartidas que está pagando el Gobierno al mundo radical abertzale, que nunca se ha arrepentido de lo que llaman “acciones de nuestra militancia en el pasado”.

Desazonan las ventajas que están consiguiendo. Las actuales, y más aún las futuras, de un presidente del Gobierno que está dispuesto a entregarlo todo con tal de seguir aferrado a La Moncloa.

editor@elconfidencialdigital.com

Más en Twitter

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?