Viernes 15/12/2017. Actualizado 13:13h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

El temor de Convergència se llama Ciudadanos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Artur Mas, en un acto de Convergència. Artur Mas, en un acto de Convergència.

Las encuestas preelectorales sobre los comicios al Parlamento de Cataluña que Artur Mas tiene previsto convocar para el 27 de septiembre, con el objetivo de que sean un plebiscito sobre la independencia, coinciden en que uno de los partidos con mayor crecimiento respecto a las elecciones de 2012 es Ciudadanos.

Los sondeos apuntan a que la lista que encabezará Inés Arrimadas superará al Partit dels Socialistas de Catalunya (PSC) y al Partido Popular y será, por tanto, el partido más votado de entre los favorables a la permanencia de Cataluña dentro de España.

Todos los estudios demoscópicos indican que, en sus diez años de vida, el partido de Albert Rivera se ha nutrido sobre todo de votantes procedentes de PSC y PP, es decir, constitucionalistas desencantados de los partidos tradicionales. Sin embargo, el aumento de Ciudadanos amenaza ahora a otros partidos catalanes.

Según le cuentan a El Chivato fuentes parlamentarias con contacto frecuente con representantes nacionalistas catalanes, los diputados de CiU en el Congreso han comentado en las últimas semanas que en el partido de Artur Mas hay cierto temor a sufrir una fuga de votantes precisamente hacia Ciudadanos.

Tras romper el pacto de coalición que mantenía la federación desde hace décadas, Convergència ha terminado integrándose con Esquerra Republicana y las asociaciones Assemblea Nacional Catalana y Òmnium Cultural en la lista “Junts per el Sí”, mientras que Unió (el partido de Duran i Lleida) irá en solitario con un proyecto que rechaza la declaración unilateral de independencia.

Esta estrategia electoral ha provocado que en Convergència, sobre todo, haya quien tema perder en las próximas elecciones autonómicas a los votantes más moderados que ven con rechazo la deriva hacia la ruptura con España y la alianza con un partido de izquierda como ERC.

El destino de esta fuga de votos, temen en CiU, será en gran medida Ciudadanos: así lo aseguran diputados convergentes, que explican que sus votantes centristas y menos independentistas preferirán pasarse a la formación naranja que a otros partidos.

“Para un votante de CiU es más fácil votar a Ciudadanos que al PP”, han llegado a explicar nacionalistas catalanes a diputados de otros partidos.

El motivo principal es que, aunque sea un partido “españolista”, Ciudadanos es reconocido como un partido catalán, propio de Cataluña, ya que allí nació en 2005. Por contra, pese a poder ser más cercano ideológicamente en el eje derecha-izquierda, la mayoría de los votantes de CiU perciben desde hace décadas al Partido Popular como un partido “foráneo”, no propio de Cataluña sino dirigido desde Madrid, lo que provoca un rechazo insuperable a ciudadanos de tendencia de centro-derecha.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··