Miércoles 22/11/2017. Actualizado 18:32h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Se presenta el 17 de junio en Madrid

Menos impuestos, no al aborto y empleo juvenil: las bases del partido Avanza promovido por Benigno Blanco

Denuncia que el PP ha renunciado al humanismo cristiano, y que eso deja espacio para articular una “potente opción electoral”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Llenar el espacio ideológico abandonado por el Partido Popular al renunciar al humanismo cristiano: ese es el objetivo con el que nace Avanza, un nuevo partido político impulsado por Benigno Blanco, ex presidente del Foro de la Familia, y un grupo de empresarios que harán bandera de algunos de los principios fundamentales para los votantes del PP.

Manifestación contra el PP por no reformar la Ley del Aborto. Manifestación contra el PP por no reformar la Ley del Aborto.

Hace unas semanas se adelantó en estas páginas que el próximo 17 de junio se presentará en Madrid, en un acto público, Avanza: se trata de un proyecto político que surge como reacción a lo que sus fundadores consideran que es un abandono por parte del PP de su espacio ideológico histórico, para convertirse en un partido socialdemócrata que sigue el “laicismo militante” y la “ideología de género”.

Uno de los principales impulsores de Avanza es Benigno Blanco, que hasta hace poco fue presidente del Foro de la Familia -con el que se movilizó en las calles contra distintas leyes del Gobierno de Zapatero- y anteriormente fue secretario de Estado en la época de José María Aznar.

Además de Blanco, el proyecto está respaldado por una serie de empresarios, como Antonio Torres. Tratan de fichar a alguna figura destacada del ámbito político y social para que haga de rostro público; quien no lo será es Alberto Ruiz-Gallardón, de quien se ha dicho que estaría promoviendo este partido pero que no se ha implicado ni piensa dejar el PP.

El abandono del humanismo cristiano

El Confidencial Digital ha tenido acceso al documento base de Avanza, que lleva por título “Por una política de principios en libertad” pero que no pretende ser un programa político como tal, sino la enunciación de un ideario, de unos principios que será límite irrenunciable para la acción de Avanza: tanto en sus programas políticos, como en sus posicionamientos y en sus pactos y alianzas con otras organizaciones.

El documento de Avanza parte de la visión de sus impulsores de que España, y en general Occidente, sufre actualmente “una profunda crisis moral” tras haberse desvinculado de sus raíces. Considera que el humanismo cristiano ha sido sustituido por un “pseudo-progresismo” que, de la mano de un “laicismo beligerante” y la ideología de género, ha permeado hasta a los partidos políticos del centro derecha como el Partido Popular y lo que fue la antigua Convergència i Unió, y por supuesto a nuevas formaciones como Ciudadanos.

Ante la reconfiguración del mapa político español, que parece haber dejado atrás el modelo que se mantenía desde la Transición, creen que ahora se abren nuevas posibilidades de articular una opción que atraiga a un espacio electoral que estaría “huérfano de representación parlamentaria”: incluso utilizan el “no nos representan” que tanto repitió el 15-M para defender la fundación de un proyecto político que se defina por la tradición humanista, la defensa de la libertad y el compromiso con la justicia social; y también, por cierto, que se aleje por completo de la corrupción.

Libertad educativa y no al aborto

El ideario de Avanza plasmado en el documento consultado por ECD, y que se hará público en el acto del 17 de junio, define un proyecto de partido alineado con los principios tradicionales de los partidos democristianos.

Una de las ideas fundamentales que proclama Avanza es el respeto a la libertad religiosa e ideológica. Y es esa misma línea, insiste varias veces en la libertad educativa, que se concreta en autonomía para crear centros educativos, libertad de estos centros para definir su ideario, libertad de los padres para elegir colegios, y neutralidad ideológica de los centros públicos en lo que se refiere a religión, sexualidad...

Entre los problemas más graves que identifican los fundadores de Avanza está el aborto y su normalización social. Para erradicarlo, propone la “ilegalización del lucrativo negocio del aborto” y también lanzar políticas de apoyo a la mujer embarazada; de hecho, muestra su preocupación por la crisis demográfica y apunta ideas como compensaciones económicas por hijo, promoción de la conciliación laboral, y educación en el aprecio a la maternidad.

Menos impuestos y justicia social

En el aspecto económico, el proyecto de Benigno Blanco se muestra muy duro contra las políticas de aumento del gasto público, el déficit y la deuda pública. Trata de combinar el principio de que las administraciones públicas no gasten más de lo que ingresan, con una bajada de impuestos que ahora considera que rayan lo confiscatorio, manteniendo el principio de que “paguen más recursos quienes más poseen y ganan, pero sin caer en el castigo al mérito”.

Y a eso se añade que apuesta por que el Estado garantice la educación, la sanidad y las pensiones a todos: eso sí, abriendo la puerta a fórmulas de gestión privadas y mixtas en los casos en que sea más eficaz.

En Avanza, en este primer documento, se muestran partidarios del libre mercado y de que el Estado se limite a favorecer un marco en el que las empresas puedan crear riqueza, pero para hacer realidad su aspiración de “justicia social” lo equilibran con unas políticas sociales potentes que ayuden a quienes no puedan valerse por sí mismos.

Para tratar de interesar al electorado más joven, este nuevo proyecto político menciona en numerosas ocasiones el problema de una generación que no consigue integrarse en el mercado laboral de forma permanente. De ahí que se fije como uno de sus objetivos primordiales la lucha para reducir el paro juvenil.

Unidad de España, refugiados, ecología

Dentro de ese objetivo de recoger muchos de los principios tradicionales del centroderecha, este nuevo partido político deja muy claro su apoyo decidido a la unidad de España: “Falta una idea de país que nadie defiende en la vida pública”, lamentan desde Avanza, y como consecuencia denuncian los desafíos nacionalistas en algunas comunidades autonomías y el “desprecio al Estado de Derecho” en algunos casos, aunque no cita en concreto el proceso independentista de Cataluña. También propone redefinir el estado autonómico por la burocracia y la ineficiencia que genera.

Y en algunos aspectos, se desmarca claramente de otros partidos situados a la derecha del PP y que han surgido en los últimos años, como puede ser Vox. Habla de la necesidad de dar respuesta a la crisis ecológica causada por la economía y los poderes públicos; y proclama que Europa debe ser “tierra de acogida de los que necesitan refugio”, eso sí, integrando a los inmigrantes y refugiados en la cultura y los valores europeos.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·