Defensa

El Ejército de Tierra lanza un canal sobre alimentación con un cabo 1º al que su unidad le prohibió grabar vídeos en maniobras

Tuvo que borrar todas las imágenes en instalaciones y ejercicios militares. Ahora va a colaborar en un programa mensual en YouTube sobre gastronomía en las Fuerzas Armadas

El primer vídeo sobre alimentación del Ejército de Tierra.
photo_camera El primer vídeo sobre alimentación del Ejército de Tierra.

“Muy buenas a todos y bienvenidos a ‘La Bandeja Metálica’, el nuevo proyecto en colaboración con el Departamento de Comunicación del Ejército de Tierra dedicado a la alimentación militar”.

Así comienza el primer vídeo que el Ejército de Tierra ha publicado en su canal de YouTube de un programa mensual sobre menús y recetas en el ámbito militar, equipos de cocina de dotación en el Ejército, raciones colectivas e individuales...

En el vídeo se ve a un militar preparar una receta de “pollo crunch”, que asegura que es el más demandado en ejercicios, en el patio del cuartel del Regimiento de Transmisiones nº 21, con base en Valencia.

 

El propio Ejército de Tierra identifica al militar: se trata del cabo 1º Simón Pedro López Font, especialista en Hostelería y Alimentación y destinado en el Regimiento de Transmisiones nº 21 de Valencia.

En estos vídeos de ‘La Bandeja Metálica’ -que hace el juego de palabras con la película bélica ‘La chaqueta metálica’- se prevé que participen también otros especialistas del Ejército de Tierra y colaboradores interesados en la gastronomía.

Pero por el momento el primer vídeo lo protagoniza este cabo 1º, que según ha podido saber ECD, es muy conocido en las Fuerzas Armadas.

Este militar tiene cuentas y canales en Instagram, Tik Tok, YouTube y Facebook. Durante un tiempo publicó vídeos en los que mostraba cómo cocinaba para su regimiento, en su cuartel y en maniobras, y cómo trataba de cuidar los menús que se servían a los militares.

Los vídeos tuvieron una gran acogida entre miembros de las Fuerzas Armadas. La cuenta en Instagram alcanzó varios miles de seguidores.

 

Pero en el mes de mayo, este militar difundió un vídeo en el que comunicaba que iba a eliminar todos los vídeos de militar e incluso a cancelar sus cuentas en redes sociales. Le había llegado la orden de hacerlo, desde su cadena de mando, y tenía que acatarla.

Efectivamente, retiró numerosos vídeos grabados en las cocinas del cuartel, o en las tiendas que se utilizan en los campos de maniobras para preparar la comida.

El vídeo de despedida generó numerosos comentarios de apoyo. Cientos de militares le escribieron para darle su apoyo y para lamentar que los mandos de su unidad del Ejército de Tierra le hubieran ordenado acabar con estos vídeos sobre la alimentación en el Ejército.

Según parece, la orden de poner fin a los vídeos llegó desde la S-2, la sección de inteligencia de su regimiento.

El primer vídeo dispara las visitas

Tiempo después, sin embargo, volvió a publicar algunos vídeos en los que comentaba cómo preparaba algunos platos en su regimiento.

Ahora, esa misma idea se ha convertido en un proyecto oficial del Departamento de Comunicación Ejército de Tierra, que mantiene en YouTube un canal al que hay suscritos 65.600 usuarios.

En apenas cuatro días, el primer vídeo de ‘La Bandeja Metálica’, en el que aparece cocinando este cabo 1º, supera las 38.000 visualizaciones, muy por encima de las cifras habituales en los vídeos del canal del Ejército de Tierra. También tiene muchos comentarios que aplauden la reaparición de este cabo 1º.

Una vía para canalizar la idea

Fuentes del Ejército de Tierra explican que entre el cabo 1º, la unidad donde está destinado, y el Departamento de Comunicación del Ejército han ideado este proyecto para canalizar los vídeos de este cocinero militar.

Al grabarse los vídeos dentro un proyecto para el canal oficial de YouTube, se controlan mucho más cuestiones como la seguridad de las instalaciones.

El Ejército de Tierra ha concluido que la cocina y la alimentación puede ser un ámbito a través del cual se puede acercar la institución a un público más amplio. Valoró que el cabo 1º tenía una gran capacidad de comunicación, y por eso le ha ‘fichado’ para estos vídeos.

El proyecto se encuentra en sus inicios y está “vivo”, puede ir cambiando, si bien en principio la idea es lanzar un vídeo al mes, que al menos de momento tendrá como protagonista al cabo 1º Simón Pedro López Font, pero que podría ir contando con la colaboración de otros militares.

Los militares en las redes sociales

Las publicaciones que los militares hacen en sus perfiles personales en Twitter, Facebook, Instagram, Tik Tok y otras redes sociales llevan años provocando algunos dolores de cabeza en las Fuerzas Armadas.

El Ministerio de Defensa trató de cortar este fenómeno, por el peligro que podía entrañar de revelar información sensible sobre material, procedimientos e instalaciones militares.

Aún así, son muchos los militares que continúan publicando fotos de su trabajo diario, si bien la mayoría suele intentar evitar mostrar información sensible.

También se han dado casos de campañas virales entre militares, como la de varias mujeres soldado que publicaron vídeos en los que pasaban, de golpe, de estar vestidas de uniforme, a llevar ropa de fiesta.

Determinadas publicaciones provocan polémica entre los propios militares. Algunos vídeos, por ejemplo bailando con el uniforme, genera críticas de compañeros, que creen que se denigra y mancha la imagen de las Fuerzas Armadas.

Al mismo tiempo, el Ministerio de Defensa, el Estado Mayor de la Defensa, el Ejército de Tierra, la Armada, el Ejército del Aire... cada vez se atreven a publicar contenidos menos formales y más desenfadados en sus redes sociales, lo que también genera debate: algunos vídeos desatan una catarata de alabanzas, por lo impresionante de las imágenes y la calidad del montaje, y otros reciben muchas críticas contra contenidos que se interpretan como ridículos o irrespetuosos.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, en los actos del día de la Policía

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes