Motor

La gama Mercedes-Benz: lluvia de estrellas

Mercedes-Benz cubre todos los segmentos y nichos de mercado gracias a una amplia oferta de productos

En su fuerte apuesta por la electrificación destaca la gama EQ Power, compuesta por una nutrida a la par que variada familia de modelos híbridos enchufables, sin olvidarse de los vehículos eléctricos, como el SUV Mercedes-Benz EQC o el monovolumen Mercedes-Benz EQV. Dentro de las últimas novedades destaca la sofisticada Clase S.

Con la variada y diversa gama de productos que ofrece actualmente Mercedes-Benz, tiene presencia en todos los segmentos y categorías del mercado. Desde el compacto Mercedes-Benz Clase A hasta la lujosa berlina Clase S, pasando por una rica familia de SUV de todos los tamaños (GLA, GLB, GLC, GLE, GLS). Ya se trate de un compacto, de una berlina, de un todocamino, de un monovolumen o de un deportivo, la firma alemana acoge en sus catálogos un sinfín de modelos de todos los tamaños y con todo tipo de carrocerías, berlina, coupé, familiar, cabrio, monovolumen, etc. Dentro de las novedades que se han presentado a lo largo de 2020 cabe mencionar la renovada Clase E, los todocamino GLA y GLB y el monovolumen eléctrico EQV. Pero sin lugar a dudas como gran novedad destaca ese gran escaparate tecnológico, portaestandarte del lujo supremo que responde al nombre de Mercedes-Benz Clase S.

Hablar de Mercedes-Benz implica ante todo pensar en berlinas de superlujo y en deportivos pura sangre. La Clase S de Mercedes-Benz ha sido siempre un referente mundial en lo que concierne a berlinas de representación, de la misma forma que uno de los roadster de lujo más famosos del mundo probablemente sea el Mercedes-Benz SL. En esta misma línea no se puede dejar en el tintero a deportivos como el Mercedes-AMG GT, un pura sangre con motor delantero-central y una potencia de hasta 730 CV, o a emblemáticos modelos como el Mercedes-Benz G, uno de los más eficaces todoterreno del mercado. Sin embargo la marca alemana a lo largo de los últimos lustros ha desarrollado una gran labor para diversificar sus productos y llagar hasta el terreno de los compactos con la exitosa Clase A. Al Clase A de 5 puertas le complementa la versión Sedán con carrocería de 4 puertas, cuya longitud crece hasta los 4,56 m.

En todos los frentes

Aunque deriva de la Clase A, el Mercedes-Benz CLA Coupé puede decirse que es el hermano menor del CLS, por lo que se inscribe dentro del segmento que se conoce como de las berlinas coupé. Su longitud se alarga hasta los 4,69 m y va dirigido a un público distinto al de la Clase A Sedán. Muy interesante resulta su variante familiar, el CLA Shooting Brake, con mayor altura libre para las plazas posteriores así como un maletero de mayor capacidad.

Si bien es cierto que los monovolúmenes han perdido bastante fuelle, en la misma medida que se han disparado los todocamino, en la marca de la estrella los monovolúmenes siguen teniendo su hueco de la mano de los Mercedes-Benz Clase B y Clase V. El Clase B es un monovolumen compacto de 5 plazas y 4,42 m de longitud que tiene como principal adversario al BMW Serie 2 Active Tourer.

Ante el fenómeno de la electrificación, Mercedes-Benz da cumplida respuesta con una línea de productos diversificada para cubrir todas las necesidades. A su primer vehículo eléctrico, el todocamino EQC, se ha unido recientemente el EQV, un monovolumen derivado de la Clase V. Fabricado en España, en la factoría de Mercedes-Benz en Vitoria, el Mercedes-Benz EQV es un monovolumen grande que se ofrece con dos longitudes de carrocería, 5,14 m y 5,37 m, respectivamente. Puede acoger en su confortable habitáculo hasta 8 pasajeros, que podrán realizar largos viajes con total comodidad. Para su propulsión recurre a un motor eléctrico de 204 CV situado en el eje delantero, disponiendo de una autonomía de hasta 418 km con un consumo combinado de 26,3 kWh/100 km. La batería, con una capacidad de 100 kWh, tiene una garantía de 8 años o 160.000 km.  En cuanto a los precios son, 79.084 euros para la carrocería larga y 79.878 euros para la carrocería extralarga.

Apuesta por la electrificación

Pero la electrificación ofrece muchas posibilidades. Entre los vehículos puramente eléctricos y los que portan la llamada hibridación suave, se instala una categoría verdaderamente interesante, la de los híbridos enchufables. Como suele decirse, en el centro está la virtud. En Mercedes-Benz, la hibridación suave de 48V es conocida como tecnología EQ Boost. Básicamente consta de un electromotor reversible que hace las veces de alternador y de motor de arranque, además de asistir al motor de combustión en las aceleraciones.

La gama EQ Power de Mercedes-Benz sirve para denominar a una gran familia de vehículos híbridos enchufables, compuesta actualmente por un total de 22 modelos en combinación con 14 carrocerías. Los híbridos enchufables  aúnan las ventajas de los vehículos eléctricos al poder recorrer distancias considerables (hasta 90 km) en modo eléctrico, sin la servidumbre que lleva asociada la recarga de la batería al disponer también de un motor de combustión. Es una auténtica asociación simbiótica entre  motor térmico y electromotor, que pueden funcionar conjuntamente o por separado.

Hay disponibles tres tipos de sistemas de propulsión EQ Power. En primer lugar para propulsar a los Mercedes-Benz Clase A, Clase B, Clase CLA y Clase GLA en su versión híbrida enchufable (250 e) se asocian un motor de gasolina de 4 cilindros en línea con 1,33 litros de cilindrada (160 CV) y un motor eléctrico de 102 CV que desarrollan conjuntamente 218 CV y un par de 450 Nm. Portan una batería con una capacidad de 15,6 kWh, mientras el consumo mixto se cifra en 1,6 l/100 km. La velocidad máxima en modo eléctrico es de 140 km/h. Tanto el A 250 e como su variante Sedán tienen una autonomía eléctrica de hasta 69 km en ciclo WLTP, con unos precios respectivos de 39.350 euros y 40.150 euros. Como se apuntaba anteriormente, este conjunto mecánico asimismo propulsa a los B 250 e, CLA 250e Coupé, CLA 250 e Shooting Brake  y GLA 250 e. Este último puede recorrer eléctricamente 61 km y cuesta 48.685 euros. En lo que respecta a la caja de cambio, equipan una automática 8G-DCT de doble embrague con 8 velocidades. El Mercedes-Benz GLA es una de las últimas novedades de la marca. Con respecto a su antecesor da un gran salto puesto que luce una silueta más de todocamino, lo que le hace ganar en atractivo. También con respecto a su antecesor, los pasajeros de las plazas traseras disfrutan ahora de mayor espacio y en líneas generales el habitáculo es más versátil al poder deslizarse longitudinalmente 14 cm el asiento trasero. Constituye el modelo de acceso a los todocamino de la marca de la estrella.

Una gama EQ Power muy variada

La Clase C, disponible tanto con carrocería berlina como Estate (familiar), aporta dos importantes variantes EQ Power en función del tipo de motorización de combustión. Por un lado se ofrecen las versiones C 300 e que combinan un motor de gasolina de 4 cilindros y 2 litros (211 CV) con un electromotor de 122 CV para desarrollar un total de 320 CV y 720 Nm de par. A destacar la aceleración de 0 a 100 en 5,4 s. Por otro lado, las versiones C 300 de son el resultado de la asociación de un propulsor diésel de 4 cilindros y 2 litros (194 CV) con un motor eléctrico de 122 CV para arrojar una potencia total de 306 CV y un par de 700 Nm. Con este poderío es posible acelerar de 0 a 100 km/h en 5,6 s, mientras el consumo combinado se cifra en 1,2 l/100 km. Ambos sistemas de propulsión llevan acoplado un cambio automático 9G-Tronic, de tipo convertidor, con 9 relaciones. Los precios oscilan entre 53.625 euros (C 300 e) y 58.775 euros (C 300 de Estate).

Al igual que con la Clase C, la renovada Clase E asimismo está disponible con carrocería berlina y Estate (familiar) y comparte los citados sistemas de propulsión que dan lugar a los E 300 e (320 CV) y E 300 de (306 CV), con unos precios entre 63.900 euros y 67.980 euros. Sin embargo la gama de modelos EQ Power de la Clase  E es más rica que la de la Clase C, puesto que también contempla variantes con tracción total 4Matic.

Mercedes-Benz E 300 e 4MATIC

También el todocamino GLC, incluidas las variantes con carrocería coupé, se apuntan a la tecnología híbrida enchufable con tracción integral 4Matic. Montan el mismo sistema propulsor del Clase E, GLC 300 e 4Matic (320 CV) y GLC 300 de 4Matic (306 CV) con una horquilla de precios comprendida entre 62.375 y 67.150 euros.  Por último, la máxima expresión EQ Power en el terreno de los todocamino de tamaño grande la representa tanto el Mercedes-Benz GLE 350 e 4Matic (333 CV) como el Mercedes-Benz GLE 350 de 4Matic (320 CV) y sus respectivas variantes coupé. Precios entre 76.400 y 87.700 euros. A destacar la autonomía en modo eléctrico de 100 km del GLE 350 de 4Matic. Toda esta numerosa familia híbrida enchufable cuenta con una garantía para la batería de 6 años o 100.000 km.

Portaestandarte del lujo supremo

La máxima expresión del lujo, de la comodidad, del uso de las más sofisticadas tecnologías en Mercedes-Benz ha estado representado siempre por la Clase S. Dentro de todas las novedades que ha presentado la marca alemana a lo largo de 2020, sin lugar a dudas destaca el nuevo Mercedes-Benz Clase S. Su habitáculo equipa hasta 5 pantallas, algunas de ellas con tecnología OLED.

Mercedes-Benz S-Class Plug-in-Hybrid exterior: onyx black, AMG Line; interior: leather exclusive macchiato beige/magma grey

No menos impresionante es el sistema de proyección de datos (Head-up-Display), de formato especialmente amplio y contenidos aumentados. Por ejemplo, durante el guiado del sistema de navegación se visualizan flechas animadas de giro que se superponen virtualmente con gran precisión a la vista real de la calzada. Máxima sofisticación la del asistente MBUX, que utiliza cámaras  en el techo y algoritmos con capacidad de aprendizaje con el objeto de reconocer numerosos deseos de manejo del conductor. Este asistente interpreta la orientación de la cabeza del ocupante, los movimientos de sus manos y sus gestos corporales, activando las funciones correspondientes del vehículo. Así, por ejemplo, si el conductor mira hacia atrás por encima del hombro, el asistente abre automáticamente la persiana de la luneta trasera. También por primera vez se montan airbags frontales para los dos ocupantes de las plazas traseras. En su gama de lanzamiento, la nueva Clase S se ofrece con motores de 6 cilindros en línea con 3 litros de cilindrada, tanto en diésel como en gasolina. Los modelos diésel son, el S 350d (286 CV) y el S 400d (330 CV). En gasolina, el S 500 (435 CV) incorpora un sistema de hibridación ligera. Todos están disponibles con carrocería corta y larga, mientras los precios parten de 108.150 euros hasta 141.750 euros. A lo largo de 2021 se incorporará a la gama una versión híbrida enchufable con una autonomía eléctrica de 100 km.

El vídeo del día

Más de 60 medios y casi 300 personas participan en la extinción del incendio en Liétor
Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?