Videonoticias de ECD

Ferrari SF90 Stradale: Voltios para el Cavallino más potente

Siguiendo la estela de sus ilustrísimos antecesores, los Ferrari 288 GTO, F40, F50, Enzo y LaFerrari, el nuevo Ferrari SF90 Stradale toma el testigo sucesorio de este último para posicionarse como nuevo supercoche de la marca del Cavallino.

Ferrari ya demostró su capacidad de adaptación a los tiempos que corren en 2013, cuando presentó en el Salón de Ginebra el Ferrari LaFerrari, el primer vehículo híbrido de la firma a la que rendía homenaje su propio nombre. Toda una declaración de intenciones al utilizar esta tecnología de propulsión en su deportivo de carretera más potente, más exclusivo.

Ahora su sucesor, el Ferrari SF90 Stradale, se presenta como el primer vehículo híbrido enchufable de la firma (PHEV), un nuevo guiño a la electrificación. Su nombre hace alusión,  conmemora el 90 aniversario de la creación de la escudería más famosa del mundo, la Scuderia Ferrari. Con respecto a Stradale, es carretera en italiano.

El Ferrari SF90 Stradale va propulsado por un motor V8 turboalimentado de 4 litros de cilindrada que desarrolla 780 CV y por tres motores eléctricos (220 CV). En total, el sistema propulsor proporciona nada menos que 1.000 CV.

Un electromotor va situado en posición central-trasera, junto al motor V8 de gasolina, mientras los dos restantes se ubican delante, accionando cada uno una rueda delantera. En modo eléctrico, funcionando exclusivamente los dos electromotores delanteros, puede recorrer hasta 25 km y alcanzar una velocidad máxima de 135 km/h.

Con 1000 CV las prestaciones que cabe esperar del SF90 Stradale son estratosféricas. Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,6 s, mientras invierte tan solo 6,7 s en pasar de 0 a 200 km/h.

El Ferrari SF90 Stradale marca un antes y un después en la marca del Cavallino. Una nueva historia da comienzo, y no solo por su condición de híbrido enchufable sino por su propulsor térmico. Monta un motor V8 turboalimentado con 4 litros de cilindrada (780 CV).

En claro contraste, su antecesor, el Ferrari La Ferrari del que tan solo se fabricaron 500 unidades, montaba un propulsor V12 atmosférico con 6,3 litros de cilindrada (800 CV).

A pesar del fervor del Commendatore por las mecánicas V12, el paso de un V12 atmosférico a un V8 sobrealimentado no debería escandalizar a los puristas de la marca. Mera cuestión histórica. Tanto el Ferrari 288 GTO como el F40, auténticos ancestros del SF90 Stradale, equipaban motores V8 turboalimentados.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Otros vídeos interesantes
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?